Avda. Estación, nº 6 03005 Alicante – Telf. 965 98 89 00

Carlos Mazón: “La prioridad es evacuar a la población de la Vega Baja que pueda verse afectada por un posible desbordamiento del embalse de Santomera”

Sep 13, 20192019, Emergencias, Noticias, Orihuela, Portada, Presidente

El presidente y la vicepresidenta de la Diputación de Alicante visitan la zona sur del territorio para comprobar in situ los daños causados por la lluvia

El presidente de la Diputación de Alicante, Carlos Mazón, se ha desplazado a la ciudad de Orihuela y a la zona de la Vega Baja para visitar las áreas más afectadas por el temporal de viento y lluvia que desde el pasado jueves afecta a toda la provincia. Allí, Mazón ha avanzado la última hora sobre la situación de estos municipios. “Las previsiones que tenemos ahora mismo apuntan a un posible desbordamiento del embalse de Santomera –en Murcia-, con lo cual es probable que el nivel del agua crezca considerablemente en la Vega Baja”, ha comentado.

Nos consta que los distintos ayuntamientos de la Vega Baja, a través de la Policía Local, están informando a los vecinos que viven en viviendas de planta baja para que acudan a los lugares previstos por los consistorios con el fin de albergar a las personas evacuadas y mantenerlas fuera de peligro”, ha anunciado el presidente, quien ha puntualizado que “este posible desbordamiento para la Vega Baja no es inmediato, en caso de producirse sería en las próximas horas, por tanto tenemos tiempo para reaccionar y evacuar a la población afectada”.

Mazón se ha trasladado la localidad oriolana, donde el río Segura se ha desbordado, acompañado por la vicepresidenta primera, Julia Parra, el diputado de Emergencias, Javier Sendra, y el de Carreteras, Alejandro Morant, para seguir de cerca el operativo desplegado y comprobar in situ los daños causados por las lluvias torrenciales.

Carlos Mazón, que ya estuvo anoche en el municipio, ha explicado que los efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos están activos y trabajando con el 100% del personal y medios. “Estamos en coordinación con la UME porque en la Vega Baja se ha decretado el nivel 2 de emergencia por el desbordamiento del río Segura”, ha aclarado el presidente quien ha indicado que en la última reunión de CECOPAL (Centro de Coordinación Operativa Local) “hemos decidido distribuirnos las zonas de acción para llegar a todas las áreas afectadas y evacuar a las personas atrapadas, en colaboración con el Ejército”.

Según ha relatado el responsable institucional, la labor de los efectivos de los bomberos provinciales se concentra en estos momentos en el casco histórico de Orihuela, mientras que el Ejército está centrando su labor en el rescate de personas atrapadas para su posterior realojamiento en albergues municipales o pabellones deportivos.  

Tal y como ha concretado Mazón, “el problema más acuciante ahora es la crecida del río Segura, que ha empezado a desbordarse a primera hora de la mañana en diversos puntos. No solo Orihuela, sino poblaciones como Benejúzar, Rojales, Almoradí o Algorfa, entre otras, se están viendo afectadas y lo principal es priorizar los dispositivos de atención y evacuación”.

El presidente ha agradecido el esfuerzo de otros efectivos y de otras provincias y administraciones que han ofrecido su colaboración y ayuda como las diputaciones de Almería, Valencia y Castellón, que han contactado con Mazón para tender su mano ante la situación de extrema gravedad.

Finalmente, ha advertido de que el nivel general de tensión continúa porque la situación puede empeorar en las próximas horas por la crecida del río, aunque ha destacado que en otros puntos de la provincia no es tan complicada la situación.

En este sentido ha detallado que en la Marina Alta o en el interior del territorio no se han registrado problemas serios de evacuación como en la Vega Baja, sino que se han desplegado otros dispositivos, especialmente las brigadas provinciales de carreteras, para desbloquear los accesos de entrada y salida de vías y caminos rurales, tal y como ha puntualizado.

Por su parte, la vicepresidenta de la institución provincial ha hecho un llamamiento a la prudencia. “No nos cansaremos de pedir precaución y de que la ciudadanía siga los consejos de las autoridades”, ha indicado Julia Parra, quien ha destacado que en estos momentos “es muy importante hacer un ejercicio de reflexión antes de llevar a cabo acciones tan cotidianas como salir de casa o coger el coche”.

Tras visitar la zona devastada por el agua, la diputada ha mostrado su solidaridad con todas las personas que están sufriendo las consecuencias del temporal, que sigue azotando la provincia. “Hoy todos somos oriolanos”, ha puntualizado, al tiempo que ha trasladado el “firme compromiso de la Diputación de Alicante por poner a disposición de los ayuntamientos todos los recursos necesarios a nuestro alcance para revertir los desperfectos”.  

Shares